Masaje japonés shiatsu: ¿Qué es y cómo hacerlo paso a paso?

El masaje japonés Shiatsu es una terapia de medicina alternativa cada vez más de moda. Se ha posicionado como uno de los mejores sistemas para mejorar la salud.

Recurre a la aplicación de presión controlada en pequeñas dosis para mejorar la circulación de la energía y el Qi.

Hay 45 millones de personas que sufren dolores crónicos constantes y, entre las distintas terapias más utilizadas, el Shiatsu ha pasado de ser un recurso fundamental en Asia a convertirse en la clave de la recuperación de miles de pacientes en el mundo entero.

¿Qué es el masaje shiatsu?

El Shiatsu es un masaje originario de Japón que se basa en la filosofía holística y que aporta una manera saludable de lograr la máxima sintonía entre la mente, el cuerpo y las emociones.

Este masaje terapéutico transmite un impulso de energía al organismo para que se mantenga con mayor vitalidad y mejora la salud física de quien se somete a él.

Su nombre está compuesto de dos palabras japonesas: “shi” y “atsu”. Shi, escrito en japonés con el kanji 指, significa “dedo”. Y “atsu”, escrito como 圧, significa “presión”. Otros de los nombres que se utilizan para hablar del Shiatsu son digitopuntura o acupresión. No obstante, en todos los casos coincide la filosofía de lo que proporciona: una transmisión más fluida y saludable del qi para que la salud mejore.

Algunas de sus principales diferencias con otras terapias incluyen que se trata de un tipo de masaje sin aceites en el cual se utilizan los pulgares y las palmas de las manos a la hora de hacer presión. Además de presión, se hacen estiramientos y una manipulación de las articulaciones que ayuda a incrementar la sensación de bienestar.

¿Te gustaría hacerlo en casa?

No todos los días tenemos el privilegio de acudir a un masajista profesional, ya sea por tiempo o por dinero.

Si es tu caso, te animamos a ver esta guía para descubrir cuál es el mejor masajeador del mercado para ti, una alternativa mucho más económica para disfrutar de un buen masaje relajante en casa a cualquier hora.

Los 10 mejores masajeadores

¿Cómo hacer un masaje shiatsu?

Esta disciplina procedente de Japón aporta una gran cantidad de beneficios para la salud y se lleva a cabo con sencillez. Es cómodo, puesto que no hay que desnudarse. El motivo de ello es la ausencia de aceites, pero también la facilidad que se le proporciona al masajista para que haga su trabajo de una manera simplificada. Los pasos a seguir son los siguientes:

Paso 1. Preparación del paciente

El receptor del masaje se tiene que preparar. Es conveniente que se use ropa holgada y que no sea muy gruesa. Si bien, como decimos, no hay que desnudarse, eso no significa que se pueda usar cualquier prenda. Cuanta más comodidad se proporcione al masajista, mejores resultados se obtendrán.

A continuación, el masajista le enseñará al paciente un gráfico de los puntos meridianos del cuerpo. El objetivo de ello es poder especificar si hay algún punto en el cual el paciente no quiera que le toquen. Los puntos meridianos se reparten por todo el cuerpo, por lo que es muy posible que el paciente no esté interesado en que el masaje abarque algunos de ellos. No obstante, para un mejor rendimiento es recomendable no introducir limitaciones.

Paso 2. Comienzo del masaje

Lo más importante que hay que recordar durante el masaje Shiatsu es que la presión se tiene que hacer con los pulgares y no mediante el uso de las yemas de los dedos.

El masajista sigue un recorrido a través de los doce puntos meridianos que actúan en las siguientes posiciones: pulmones, intestino grueso, estómago, páncreas, corazón, intestino delgado, vejiga, riñones, pericardio, vesícula biliar, hígado y el triple recalentador.

Todos los puntos son fáciles de situar, pero seguro que el triple recalentador te resulta misterioso. No es un órgano concreto del cuerpo, sino que se trata de tres espacios que hay en el cuerpo según la medicina tradicional procedente de China. Estos tres espacios se sitúan en la zona del tórax (recalentador superior), en el abdomen (recalentador medio) y en el bajo vientre (recalentador inferior).

El masaje tiene que seguir toda la línea de los puntos meridianos, aplicando una presión que sea uniforme, nunca de una mayor o menor intensidad. A medida que se lleva a cabo el recorrido, lo que se consigue es que la energía del Qi fluya de una manera saludable.

Paso 3. Mantener la fluidez del masaje

El único inconveniente con el que se puede encontrar el masajista mientras está haciendo Shiatsu es cruzarse con alguna de las partes que han sido marcadas por el paciente como territorio prohibido.

Aquí es donde el especialista tiene que realizar una maniobra que asegurará que la energía podrá seguir fluyendo sin ver interrumpido el proceso.

Lo que tiene que hacer es un movimiento de presión como el que se haría sobre el cuerpo, pero en el aire. Eso ayuda a que el Qi continúe fluyendo en la dirección en la que tiene que hacerlo, pero sin tocar la zona específica del receptor. Así se continúa todo el circuito de puntos meridianos hasta llegar al final y dar por concluido el masaje shiatsu. A lo largo de este recorrido, el paciente tiene que adoptar hasta cuatro posiciones distintas: boca arriba, boca abajo, de lado (primero un costado y luego el otro) y sentado.

¿Cuáles son los beneficios del Shiatsu?

El masaje japonés Shiatsu cuenta con una amplia serie de ventajas de las que se puede disfrutar desde la primera sesión. Por ello se ha transformado en un tipo de masaje que ha sido muy bien aceptado no solo en Asia, sino también en el resto del mundo. Los principales beneficios son los siguientes:

Suaviza la piel

Es uno de los grandes secretos de muchas personas que mantienen, a lo largo de los años, un aspecto muy joven. La piel se beneficia de una gran suavidad y de un alto nivel de hidratación. Se estimulan las glándulas sebáceas, aumentando la elasticidad y lo tersa que se encuentra la piel en todo el cuerpo. La circulación sanguínea también se beneficia de ello, derivando en que la cara evite la aparición de arrugas.

Elimina dolores

Gracias a este tipo de masaje puedes relajar el cuerpo y reducir las molestias que sufras. Es un tipo de masaje que incide directamente en todos los órganos y que tiene capacidad para sanar y aliviar la tensión que se haya acumulado en el cuerpo. El efecto que se proporciona a quien recibe el masaje es rejuvenecedor, sintiéndose, al terminar, con más energía y satisfacción.

Mejora la digestión

Recibir sesiones habituales de Shiatsu ayuda a que la digestión mejore de forma considerable. Aumenta la eficacia del metabolismo y de la manera de absorber los nutrientes, así como la efectividad por parte del cuerpo para librarse de los deshechos. Esto ayuda a tener una mayor sensación de comodidad y de plenitud tanto antes como después de las comidas.

Ayuda a relajarse

Como todos los masajes, el Shiatsu se fundamenta en poder transmitir un alto nivel de relajación. No obstante, en este caso, al mejorar el flujo de la energía, todavía se consigue un resultado más conveniente en lo referente a conseguir relajar mente y cuerpo. Alivia las tensiones, elimina el estrés y transmite una sensación de calma y relax.

Alivia los problemas de la artritis

Este es un motivo por el cual cada vez hay más personas mayores que recurren al Shiatsu. La presión que se aplica en los puntos de tensión que acumulan el dolor de la artritis, consigue que las molestias se reduzcan y que haya menos nivel de inflamación. Las articulaciones, además, tienen una mayor resistencia, aliviando en gran medida los problemas de esta enfermedad.

Otros beneficios

La lista de ventajas que aporta el masaje Shiatsu es realmente elevada. Entre otros de los beneficios que transmite se incluyen la eliminación de problemas de migrañas, el alivio del asma y otros derivados de la respiración, así como la reducción del insomnio. También es recomendable en casos de cervicalgia, cuando se sufre dolor de espalda o reumatismo.

Es un tipo de tratamiento efectivo contra la fatiga, la ciática o en casos en los que se esté sometido a un alto nivel de estrés emocional. El equilibrio que aporta llega a tener un papel activo en todos los aspectos del día a día del paciente.

¿Quién inventó el Shiatsu?

Originariamente, el masaje Shiatsu derivó del anma, un masaje japonés originario de 1320 que se hizo famoso por ser realizado por personas ciegas. Se pensaba que quienes no podían ver eran los más adecuados para masajear el cuerpo del paciente y ayudarle a alcanzar la armonía.

Del Shiatsu se habla por primera vez en 1919 como una forma de masaje que restablecía las bases originales del Anma que habían ido cambiando a lo largo de las épocas.

El término lo utilizó inicialmente Tamai Tempaku en el libro “Shiatsu Ho”, donde hablaba de esta técnica de masaje aplicando presión con los dedos. En 1925 se funda la Shiatsu Therapists Association y en 1940 la Shiatsu Center School. A lo largo de este tiempo el shiatsu se va combinando con métodos tradicionales chinos y con algunas influencias de los masajes de Occidente. También se introducen distintas versiones del Shiatsu, como el Hiron Shiatsu, que se trata de una versión más holística del masaje. El buen recibimiento del Shiatsu entre los ciudadanos japoneses, lleva a que este masaje se haga popular en todo el mundo. Así comienzan a abrirse escuelas en otros países, como Francia o Suiza.

Hoy día, el Shiatsu está reconocido por el gobierno japonés como una técnica de masaje saludable que se encuentra entre los recursos medicinales a los que pueden acceder sus ciudadanos.

¿Es el Shiatsu un buen masaje para deportistas?

Se trata de una de las mejores recomendaciones a las que pueden recurrir quienes practican deporte de competición o que hacen actividades deportivas de manera habitual. No se enfoca en una sola zona del cuerpo que pueda encontrarse débil o lesionada, sino que siempre atraviesa todo el organismo, lo que favorece a tener un mejor estado de salud que aumenta el rendimiento y reduce los riesgos de sufrir problemas. Es muy revitalizante y consigue que las articulaciones y los músculos se encuentren en su mejor estado posible.

Aun así, no solo es un masaje recomendado para deportistas. En realidad, el Shiatsu es una práctica de medicina alternativa que está muy solicitada entre todo tipo de personas, tanto quienes se encuentran con un buen estado de salud y quieren que su energía fluya mejor, como aquellas que sufren enfermedades. Es imprescindible que el servicio de masaje Shiatsu lo haga un profesional diplomado o que se haga con un masajeador que esté preparado para dar este tipo de servicio.

¿Te ha resultado útil este artículo?
(Votos: 2 Promedio: 5)